5 razones para dejar de usar la TCB para monitorizar la ovulación

Probablemente el primer método al que recurriste para monitorizar la ovulación y la ventana fértil fue la temperatura corporal basal (TCB). Este método es conocido desde que nuestras madres se quedaron embarazadas, y está respaldado por la ciencia, así que confiamos en que funciona. ¿Pero es un buen método para determinar el mejor momento para intentar tener hijos? Nosotros pensamos que no, y esta es la razón:

Monitorizar la TCB con precisión es más difícil de lo que crees

Además de la ovulación, hay muchos otros factores que influyen en la TCB. Irse a dormir más tarde de lo normal puede influir en la TCB. Beber demasiado una noche puede influir en la TCB. Despertarse a hacer pis a las tantas puede influir en la TCB. Y que haya una ola de calor puede influir en la TCB. ¿Ves el patrón?

Cuando ves el aumento en la TCB ya es demasiado tarde

Aunque seas súper diligente a la hora de tomarte la temperatura y consigas ver un aumento claro en la TCB de tu tabla, ahí ya es demasiado tarde para concebir ese mes. La TCB aumenta después de ovular, cuando ya no eres fértil.

Si tienes ciclos muy regulares, puedes usar la TCB del mes anterior para estimar cuándo será la próxima ventana fértil, pero esto no es más que una estimación. Esta predicción para muchas mujeres ―sobre todo las que tienen ciclos irregulares― no es exacta.

La TCB no siempre aumenta el día de la ovulación

A diferencia de lo que se cree, la TCB no siempre aumenta justo después de la ovulación. Según un estudio que comparó lecturas de TCB con ecografía ―el patrón de oro para confirmar la ovulación― solo al 11 por ciento de las mujeres les aumenta la TCB al día de ovular. En muchas de las mujeres del estudio, la TCB no aumentó hasta más de dos días después de ovular.

En la práctica, esto significa que el 89 por ciento de las mujeres que usan la TCB no calculan correctamente el día en que ovulan. Si tienes relaciones en función de la TCB, puede que te estés pasando o quedando corta a la hora de calcular la ventana fértil con varios días de error y reduciendo así tus posibilidades de concebir.

Llevar al día una tabla de la TCB requiere mucho trabajo

Las tablas de TCB son una buena forma de confirmar la ovulación a toro pasado al final del ciclo, pero no son muy buenas para señalar exactamente cuándo ocurre.

Si tomarse la temperatura todas las mañanas no requiriera un esfuerzo, vale. No viene mal tener otro posible dato sobre tu fertilidad. Pero la realidad es que para la mayoría de las mujeres es una carga enorme. ¿Quién quiere que le suene una alarma todos los días a las 6:30 de la mañana que le recuerde que hay que ponerse un termómetro en la boca (o en el culo, para una lectura más precisa)? ¿Quién quiere preocuparse de no despertar a su pareja cuando

suena el termómetro? ¿Quién quiere aguantarse las ganas de hacer pis para no fastidiar la lectura de la temperatura?

¡Nosotras, no!

Aquí entramos en un tema mayor, que es que la mujer hace todo el trabajo duro en materia de fertilidad y embarazos. En lo que concierne al embarazo, la mujer es la que se pasa el día meando en palitos, preguntándole a google sobre la calidad de su mucosa cervical, tomándose la temperatura y a veces sometiéndose a tratamientos invasivos de fertilidad.

A los hombres les basta con eyacular. ¡No es justo!

Mola que llevar una tabla de TCB puede decir mucho sobre tu cuerpo, pero para la poca información que ofrece, a nosotras no nos parece que merezca la pena.

Hay formas mejores de monitorizar la ovulación

Si las tablas de TCB fueran la única forma de detectar la ventana fértil, quizá no las criticaríamos tanto, pero hay muchas otras opciones. A nosotras nos convence la monitorización de la mucosa cervical. Hay mujeres que prefieren las pruebas de predicción de ovulación.

La pulsera Ava también está bastante bien. Ava es una pulsera sensorial que se lleva solo por la noche y detecta los sutiles cambios fisiológicos asociados con los cambios de los niveles hormonales durante todo el ciclo menstrual. En los ensayos clínicos se demostró que detectaba una media de 5 días fértiles por ciclo a tiempo real ―más que cualquier otro método, incluyendo las tablas de TCB y las pruebas de predicción de ovulación. La razón por la cual consigue detectar tantos días durante el ciclo actual es que no solo mide la temperatura, sino que también cuenta los cambios fisiológicos que ocurren cuando aumenta el estradiol, normalmente cinco días antes de la ovulación.

Ava for healthcare professionals

Please confirm that you are a healthcare professional or researcher

I am a healthcare professional

I am interested in Ava for personal use

DESCUBRE AVA | ORDENA TU AVA

Jade & Tanner Got Pregnant with Ava!

Thank you everyone for all the support and for sharing your stories since we announced our pregnancy on Wednesday! We are so excited! For those of you who have been following us for a while, you may have seen our past post back in November about using the @avawomen bracelet to help us get pregnant faster. We got pregnant really soon after we started using Ava! I wore the bracelet every night while sleeping and Ava told us which five days were the best days to try for a baby each month. It took so much stress out of the process and was so easy to use. Since so many of you have kindly opened your hearts to me and have shared your stories about trying to get pregnant, I wanted to share what worked for us. Also, I've partnered with Ava to get you all a $20 off coupon code: JANNERBABY I'll be using Ava for all our future pregnancies and cycle tracking between babies. Thank you, Ava.

Mamiblock Got Pregnant with Ava!

@Mamiblock​ benutzt nun auch Ava! Hier ein kleiner Ausschnitt aus Julias Beitrag auf Youtube in dem sie erklärt, wie Ava funktioniert! Wir sind gespannt, wie es weiter geht mit Ava und Julia! Einen erholsamen Samstag Euch allen!